Muros prefabricados

Son cada vez más las empresas constructoras que solicitan materiales prefabricados por las ventajas que ofrecen en comparación con los materiales constructivos convencionales. Entre los más notables destacan los muros prefabricados de hormigón, que son cada vez más comunes en instalaciones industriales y comerciales, edificios institucionales e incluso en viviendas. Presentan notables características y ofrecen beneficios que es importante conocer si planean instalarlos.

¿Qué son los muros prefabricados de concreto?

Los muros prefabricados, a diferencia de los muros levantados in situ, son confeccionados dentro de plantas y, posteriormente, transportados al lugar donde se montarán e instalarán, además permiten integrar otros elementos prefabricados para una construcción más rápida y sustentable. Destacan por su alta seguridad durante el montaje, además por sus excelentes acabados exteriores, lo que lo vuelve un material sumamente interesante para construir una gran variedad de obras, además por que evitan el manejo, alquiler y limpieza de los encofrados. 

Su anatomía es sencilla a simple vista, pero complejo desde una óptica más detallada. Consiste en dos paneles de concreto armados y unidos por celosías, que fungen como un encofrado portante y perdido en la realización de muros de sótanos. Absorben todas las solicitudes a las que son sometidas, además las transmiten a la cimentación mediante el empotramiento.

Destacan también por ser autoestables durante el montaje, además por no necesitar de muchas manos para instalarlo. Es importante no confundirlos con otros muros prefabricados y ampliamente usados, como las láminas de acero Pintro y núcleo de espuma rígida de poliuretano, que son ventajosos, pero no brindan la resistencia y dureza de los paneles de concreto.

Los paneles de las paredes prefabricadas de concreto son colocados sobre la cimentación en forma vertical y emergen de ella esperas, que se colocan entre los paneles. Por último, se maciza el conjunto mediante el vertido de concreto en el interior en obra. Hay varias características que han vuelto popular a este producto prefabricado, entre las que destacan las siguientes:

Resistencia térmica

Los muros son una excelente opción para lugares con altas temperaturas, ya que inhiben el calentamiento de los interiores, lo que conlleva notables ahorros energéticos en sistemas de acondicionamiento.

Protección contra la humedad

Esta característica es sumamente importante, debido a que los componentes estructurales, como vigas y columnas, no se conectan estructuralmente con los muros. En las juntas y conexiones se utiliza un sellador especial para inhibir la filtración de humedad en el edificio.

Protección contra incendios

El concreto usado en estos muros posee excelente resistencia al fuego, debido a su baja conductividad térmica, lo que ralentiza el calentamiento de las secciones, no obstante su capacidad de resistencia no es ilimitada, por tal motivo, deben determinar el nivel requerido y recurrir a una empresa que lo proporcione.

Protección acústica

El enchapado en los muros reducirá considerablemente la transmisión del sonido desde el exterior hasta el interior del edificio.

Durabilidad

Los muros poseen el mismo nivel de durabilidad que el concreto aplicado de forma convencional, aunque también varía según el tipo de conexiones efectuadas.

Mantenibilidad

Al fabricarse con hormigón de alta calidad, las paredes no necesitan mantenimiento, no obstante si requieren cuidados regulares elementos como selladores, conexiones y anclajes.

Beneficios de los muros de concreto prefabricados

Son varios los beneficios que aportan estos excelentes materiales constructivos, entre los que destacan los siguientes:

Alta calidad

Se trata de piezas fabricadas en planta y bajo la supervisión de técnicos con experiencia. El entorno se controla durante el proceso, lo que permite monitorear el curado y asegurar la calidad del material. Los vertidos y curados de los muros se realizan sobre superficies niveladas, lo que es un beneficio poco conocido. Los muros in situ enfrentan el riesgo de que se produzcan en suelos no nivelados, lo que dificulta obtener muros con superficies perfectamente niveladas.

Asequibilidad

Al fabricarse en una planta, el concreto se vierte en un molde, que puede reusarse muchas veces, lo que impacta en los costos del proceso productivo y en el precio del producto final. Cabe agregar que son menos costosos que las paredes construidas en el sitio.

Ventajas medioambientales

No representan un riesgo para los sitios de trabajo en sí, ya que se fabrican en planta. Tampoco es necesario transportar materiales al lugar de la obra solo para verter y curar el concreto. Esto implica menos recursos y operaciones más eficientes. Los muros prefabricados ofrecen también beneficios ecológicos durante su uso, ya que el hormigón cuenta con alta masa térmica, lo que permite absorber y almacenar energía térmica, además reduce el exceso de calor en verano y de frío en invierno.

Uso sencillo

Su producción con moldes permite obtener piezas de tamaño, forma y calidad uniformes. Se trata de una gran ventaja al trabajar en proyectos grandes que necesitan mucha consistencia. También se instala fácilmente y con poca mano de obra, lo que impacta en el costo total del proyecto.

Varios acabados y colores

Entre las notables ventajas de los muros destaca su versatilidad estética. El cemento usado suele tener un color blanco o gris antes de producir los muros prefabricados, no obstante pueden añadirse pigmentos a  la mezcla para producir piezas atractivas. Si desean que los muros tengan un aspecto de piedra natural, pueden añadirse agregados finos a la mezcla para producir un material conocido como muro de «piedra prefabricada».

Los moldes usados también repercuten en los resultados. Pueden obtenerse distintos tamaños y formas e inclusive crear moldes personalizados para los proyectos más exigentes. El material utilizado para crear el molde también repercute en el producto terminado. Pueden fabricarse con acero, plástico, fibra de vidrio, caucho y madera, además cada uno produce un acabado distinto.

Adquieran muros prefabricados de concreto de calidad con Compre

Si desean muros prefabricados de concreto de calidad, contacten a nuestros expertos. Contamos con diversos tipos de muros que podrán satisfacer sus requerimientos y preferencias; por ejemplo, con bardas prefabricadas, que se confeccionan con base en columnas IPR, alambres pretensados y paneles de concreto preesforzado de alta resistencia, que se confeccionan conforme a altos estándares de calidad. Cuentan con un acabado moderno y elegante, además resisten ante vientos fuertes. Su colocación es rápida, simplifican la proveeduría y reducen los costos.

Contamos también con el muro mancuerna diseñado para la contención de terraplenes en pasos a desnivel. Son usadas para sustituir las escamas reforzadas, que son caras, tienen mala estética a largo plazo y son difíciles de instalar. Se fabrican con placas de concreto pretensadas colocadas verticalmente, además machihembrada entre ellas. Otro muro prefabricado es el murete de acometida eléctrica, cuya instalación es sencilla, además es cómodo y estético. Consiste en un volumen de concreto de F’C 200 kg/cm2 estructurado adecuadamente, que aloja conductos de cableado.

Para más información sobre nuestros muros prefabricados, comuníquense al (81) 8123 3029 o visítennos en Av. Lázaro Cárdenas. 1810 Int. 4, Col. Del Paseo Residencial, Monterrey, Nuevo León.

Escríbenos

Dirección:

Av Lázaro Cardnas 1810 Int 4, Col. Del Paseo Residencial, Monterrey, Nuevo Leon, CP 64920

E-mail

compre@compre.com.mx

Teléfonos

81.81.23.30.09 / 81.81.23.30.19 / 81.9818.23.30.29 / 81.14.53.00.78 / 81.81.23.37.98

Planta en Colombia

www.comprecolombia.com.co